¿Se puede llevar comida en el equipaje de mano en un avión?

Dentro de la Unión Europea sí es posible, pero fuera conviene envasarla al vacío y colocarla en la maleta facturada

Una persona guarda comida en su equipaje de mano / FREEPIK
Una persona guarda comida en su equipaje de mano / FREEPIK

A principios de junio, Ryanair levantó una oleada de críticas (y de memes) al pretender cobrar, en la cola del embarque, 90 euros a unos pasajeros que pretendían subir con dos ensaimadas que habían comprado fuera del aeropuerto de Palma. La polémica llevó a muchos consumidores a preguntarse qué comida podían subir al avión y qué alimentos es legal meter en el equipaje de mano.

Según informa Aena, sí se puede llevar comida en el equipaje de mano si el vuelo tiene como destino España o la Unión Europea. Las restricciones al transporte de alimentos en aviones, tal y como indica Reclamador.es, “quedan limitadas al tamaño y peso que permite cada aerolínea como equipaje de mano”. De este modo, si el consumidor viaja a un país de fuera de la UE, deberá informarse de las restricciones de entrada de alimentos en dicho territorio.

Países de fuera de la Unión Europea

Así, según indica esta plataforma de reclamaciones especializa en banca y transporte aéreo, la Comisión Europea establece una serie de restricciones a la entrada de alimentos desde terceros países, es decir, que solo afectan a la entrada de comida en el avión si éste ha despegado de un país de fuera de la Unión Europea

Por ejemplo, el Reglamento CE 206/2009 no permite la entrada de carne si el destinatario no procede de un país de la UE, Suiza, Andorra, Liechtenstein, Noruega o San Marino. En cambio, los productos pesqueros de Islandia e Islas Feroe no están limitados.

Varias personas viajan en avión / UNSPLASH
Varias personas viajan en avión / UNSPLASH

Envasado al vacío

De este modo, lo más recomendable es que, cuando un consumidor viaje a un destino de fuera de la UE, envase al vacío su jamón (o similares) y lo coloque en el interior de la maleta facturada, en vez de llevarla como equipaje de mano.

Por otra parte, conviene conocer que las leyes de Estados Unidos son estrictas al respecto: prohíben la entrada de frutas y verduras, así como semillas y alimentos de origen animal.

Alimentos infantiles

Los alimentos infantiles líquidos, como papillas o purés, sí se pueden introducir en el avión: se permite llevar la comida que el pequeño necesite consumir durante el trayecto.

Esto también se aplica a dietas especiales, por ejemplo, de diabéticos y celíacos.

Has leído este contenido de Consumidor Global elaborado por nuestro equipo de redacción y expertos. Si deseas acceder de forma libre a todos los contenidos que producimos te recomendamos suscribirte. Además, podrás recibir asesoramiento legal gratuito por formar parte de nuestra comunidad.
Comentarios

Desbloquear para comentar

Suscríbase

Tenemos
el mejor plan
para el consumidor exigente

Suscríbase
Acceda

Acceso completo

Libere los accesos a todas las secciones bajo suscripción

Contenido exclusivo

Contenido exclusivo

Los mejores artículos, productos, contenido exclusivo y asesoría legal

Suscríbase
Sea el mejor consumidor únase a nuestro club.