Foodspring: otra ‘dieta milagro’ que compite con Herbalife

La empresa alemana triunfa entre la población joven, que ve en sus productos una forma de alimentación sana y sostenible, pero los especialistas avisan del riesgo de los batidos para adelgazar

Un hombre con un batido en la mano / PEXELS
Un hombre con un batido en la mano / PEXELS

En la actualidad son muchos los que arremeten contra la empresa Herbalife y sus curiosos métodos para quitarse esos kilos de más. Pero cuarenta años después, la marca fundada por Mark R. Hughes todavía gusta a una parte importante de la población que confía en el poder de los batidos para adelgazar. Por ello, ahora hay otras opciones en el mercado que recuerdan mucho a la empresa piramidal más famosa de la historia. Eso sí, la actual competencia ha actualizado las estrategias de márketing, que incluyen un séquito de influencers que veneran y publicitan la marca. 

Es el caso de Foodspring, la multinacional alemana que arrasa en España y que dice ayudar a adelgazar a base de batidos y complementos nutricionales. Presuntamente, todos ellos ecológicos y elaborados con leche de “vacas que se alimentan de forma natural, que están al aire libre”, como relataba Olga, una de las portavoces de la compañía en YouTube.

Adelgazar con batidos enferma 

“Dejar de comer sólido de una manera tan drástica puede atrofiar parte del sistema digestivo”, avisa Susana Rodríguez Costa, nutricionista y dietista en Nutriciona Grup. Según esta experta, estas conductas pueden crear una serie de patologías así como un “contundente efecto rebote”. Gemma del Caño, farmacéutica y experta en seguridad alimentaria, señala a Consumidor Global que las dietas a base de batidos pueden causar “problemas de hígado y de riñones por la sobreingesta de proteínas”. 

Para Rodríguez el consumidor que sucumbe a este tipo de planes carece de educación alimentaria. “Es un blanco fácil que se cree las trampas de estas empresas que prometen resultados inmediatos y fáciles”, advierte. Según esta experta, en estas dietas no se aprende a comer, sino más bien a restringir la alimentación durante un tiempo muy determinado”. Por ello, cuando se empieza socializar y hacer una vida normal “se vuelve al punto de partida, con esos kilos de más”.

Un influencer publicitando uno de los batidos de Foodspring / FOODSPRING
Un influencer publicitando uno de los batidos de Foodspring / FOODSPRING

Los controvertidos vídeos de Foodspring 

Foodspring no vende únicamente batidos. De la misma manera que Herbalife, ofrece barritas proteicas y varios tipos de cápsulas que prometen “quemar grasas” o “acelerar el metabolismo”. Pero la empresa alemana va un paso más allá y en su catálogo de productos presenta desde los típicos snacks y batidos, hasta bebidas energéticas, infusiones, cremas para untar el pan, harinas, panes y condimentos para cocinar. De hecho, hay un alimento de Foodspring para cada hora del día. Por ello, la compañía tiene un canal de YouTube donde explican su peculiar versión de la alimentación y enseñan cómo distribuir sus alimentos a lo largo de un día

Un ejemplo de ello es el vídeo Lo que como un día para adelgazar, en el que Olga, la cara visible de la marca, enseña cómo sería su jornada comiendo solo productos de Foodspring. Copos de avena proteicos para desayunar; como snack de media mañana, un té y media barrita; para comer, salmón rebozado con chía y zanahoria al horno. Y por la tarde, dos tostadas con la crema de cacao de la marca, para finalmente en la noche cenar un batido acompañado por una ensalada con tomates, mozzarella y lechuga. “Porque recordad, chicos, que el batido no es un sustitutivo”, avisa Olga a sus seguidores. 

Un fotograma de uno de los vídeos del canal de Foodspring de Youtube / YOUTUBE Foodspring
Un fotograma de uno de los vídeos del canal de Foodspring de Youtube / YOUTUBE Foodspring

Un día con Foodspring: con hambre y sin medio sueldo

El coste del plan nutricional recomendado por Foodspring en el citado vídeo supera los 100 euros. El suplemento más caro es el Energy Aminos, el té de media mañana que cuesta la friolera cifra de 34,99 euros en la página web. Éste está compuesto por L-citrulina, L-leucina, L-arginina, unos elementos que favorecen a priori el rendimiento físico, aunque recientes estudios alertan de que “aún faltan evidencias para establecer cuál sería la dosis beneficiosa”.

Un día alimentándose a base de Foodspring es bastante sobrio. No hay mucha abundancia y cada plato tiene sus calorías perfectamente computadas. De hecho, antes de empezar cualquier plan nutricional, la compañía sugiere autocalcularse el número de calorías necesarias para cada jornada y así no pasarse de ese límite. “Ni los propios profesionales a veces realizamos bien el cómputo. No todos los cuerpos son iguales, ni todos consumimos la energía de la misma manera”, advierte la nutricionista Rodríguez. “Incentivar este ejercicio contribuye a la aparición de trastornos alimenticios en una parte importante de la población, especialmente en la gente más joven”.  Esta especialista concluye que adelgazar implica un aprendizaje, un cambio de hábitos, una reeducación, y que este tipo de planes nutricionales “son más bien un parche con fecha de caducidad”.

Has leído este contenido de Consumidor Global elaborado por nuestro equipo de redacción y expertos. Si deseas acceder de forma libre a todos los contenidos que producimos te recomendamos suscribirte. Además, podrás recibir asesoramiento legal gratuito por formar parte de nuestra comunidad.
Comentarios

Desbloquear para comentar

Suscríbase

Tenemos
el mejor plan
para el consumidor exigente

Suscríbase
Acceda

Acceso completo

Libere los accesos a todas las secciones bajo suscripción

Contenido exclusivo

Contenido exclusivo

Los mejores artículos, productos, contenido exclusivo y asesoría legal

Suscríbase