• Home

  • Noticias

  • Servicios

  • La salud mental deja de ser un tabú: ¿cómo ir al psicólogo sin vaciar la cartera?

La salud mental deja de ser un tabú: ¿cómo ir al psicólogo sin vaciar la cartera?

Una sesión privada de terapia en España suele costar entre 50 y 100 euros, aunque hay alternativas que abaratan los tratamientos

Mujer con problemas de salud mental / PIXABAY
Mujer con problemas de salud mental / PIXABAY

La salud mental es un tema que cada vez se trata con más naturalidad. No solo entre amigos y familiares, sino que cantantes como Angy o Dani Martín han hablado públicamente sin tapujos de cuestiones mentales y de la importancia de pedir ayuda profesional. Íñigo Errejón, líder de la formación política Más Madrid, pronunció un discurso en el que trataba de dar visibilidad a este tipo de problemas. La gestión de las emociones y la propia vida está en boca de cada vez más gente. Sin embargo, ¿realmente cuidamos nuestra cabeza? ¿Es tan fácil y accesible acudir a terapia?

La Seguridad Social garantiza la atención psicológica gratuita, pero el usuario se enfrenta a un problema: las largas listas de espera. Estas varían en función de cada comunidad autónoma, pero en ningún caso el tiempo a aguardar para conseguir una cita es inferior a los 30 días. Ante esta situación, la solución pasa por buscar ayuda privada. Pero, ¿cuánto puede costar una hora de terapia?

Grandes variaciones territoriales

Según datos de junio de 2021 de Mundopsicólogos.com, líder en el sector de la psicología y bienestar emocional a la que se adscriben centros especializados, el precio de una sesión con un psicólogo suele rondar entre los 50 y 80 euros, en función de si se trata de una terapia individual o de pareja, en familia, en grupo o por videollamada.

Los estudios de la plataforma muestran que en España el coste medio de las terapias en 2020 era de 51 euros la hora, con grandes diferencias entre CCAA: los asturianos pagaban una media de 45 euros; los andaluces 25 céntimos más y en el caso de los residentes en Castilla y León y la Rioja, 45,50; en Madrid el precio ascendía a 50,50 euros, subiendo un euro para los cántabros, murcianos y navarros, dos en el caso de los vascos y tres para los valencianos. Las comunidades más caras eran Cataluña (54 euros) y Baleares, donde el precio por hora ascendía a 62 euros.

Por provincias, Castellón tenía la cuota más cara, de 67 euros la hora. Entre las 10 más caras no figuraban Madrid ni Barcelona. Subían de los 60 euros Ourense (65), Baleares (62) y Tarragona (61). Por el contrario, las sesiones más baratas se encontraban en Málaga, donde el coste era de 39,50 euros la hora. Detrás iban Ciudad Real, Segovia y León (40 euros).

La pandemia incrementa la demanda de psicólogos

La llegada del Covid y el confinamiento hicieron que muchas personas se plantearan, quizá por primera vez, hacer uso de estos servicios. “La pandemia ha supuesto un mayor impacto para la salud mental de toda la población, lo que ha hecho que se incremente la demanda de atención psicológica”, confirma José Ramón Ubieto, psicólogo de la UOC. Este incremento de la demanda, dice, “no ha hecho aumentar el precio”, que suele oscilar “entre los 40 y los 70 euros por sesión”, explica. 

En este sentido, reconoce, “hay personas que pueden asumirlo y otras que no, y hacen menos sesiones o buscan otra solución de tipo público”. “Estas existen, cada vez más”, añade.

Las videollamadas como alternativa

Precisamente, durante los momentos más duros del Covid-19, una plataforma online ganó popularidad por su facilidad de uso. Con TherapyChat se puede acceder a terapia psicológica con especialistas colegiados a través de una videollamada.

Este servicio ofrece tres planes que incluyen una primera cita gratuita: semanal, basado en una sesión de una hora por 44 euros; mensual, a través de la cual el usuario hará un desembolso de 156 euros al mes por cuatro sesiones de una hora; y bimensual, según la que hay que pagar 272 euros cada dos meses por ocho sesiones de 60 minutos. A priori, parece que esta opción resulta más asequible. Sin embargo, ¿es razonable pagar tal cantidad por una videollamada?

“Cuestión de prioridades”

“Este tema genera mucha controversia”, afirma Vanesa López Agrelo, directora de ReActiva. “Es una cuestión de prioridades: la gente puede llegar a gastar 200 euros para irse de fiesta a Ibiza pero no valora gastar cierta cantidad para ir a terapia”, analiza. La psicóloga, que defiende que estos servicios “no son caros”, señala que para juzgar sus precios hay que atenerse a “todo lo que hay detrás de una sesión de psicología”, como la formación del especialista, el alquiler del centro y de las herramientas utilizadas para la sesión, etcétera.

“La horquilla está entre los 60 y los 100 euros por hora, pero hay de todo: se hacen paquetes terapéuticos, puedes dar una sesión cada quince días en vez de una a la semana”, explica. Si hay algo que López tiene claro es que “hay veces que lo barato puede salir caro”, y con la salud mental no hay que jugársela. “Cuesta lo que vale”, concluye.

Has leído este contenido de Consumidor Global elaborado por nuestro equipo de redacción y expertos. Si deseas acceder de forma libre a todos los contenidos que producimos te recomendamos suscribirte. Además, podrás recibir asesoramiento legal gratuito por formar parte de nuestra comunidad.
Comentarios

Desbloquear para comentar

Suscríbase

Tenemos
el mejor plan
para el consumidor exigente

Suscríbase
Acceda

Acceso completo

Libere los accesos a todas las secciones bajo suscripción

Contenido exclusivo

Contenido exclusivo

Los mejores artículos, productos, contenido exclusivo y asesoría legal

Suscríbase