Huevos veganos o c贸mo hacer una tortilla con unos polvos que saben a garbanzo

Cada paquete de esta alternativa cuesta unos cuatro euros y su nivel de prote铆na es mucho m谩s alto que la versi贸n animal

Los polvos de garbanzo, el huevo vegano de Biogr谩 / CG
Los polvos de garbanzo, el huevo vegano de Biogr谩 / CG

El huevo es uno de los alimentos más versátiles a la hora de elaborar recetas. Se consume hervido, frito, pasado por agua, pochado y en forma de tortilla. La lista de comidas que contienen huevo es casi interminable y se considera un alimento comodín que sirve de base para muchas recetas.

Por ello, el público vegano se las ha tenido que ingeniar para buscar una alternativa a este suculento manjar. Para los más despistados es importante recordar que el veganismo supone abstenerse del consumo de todos aquellos productos de origen animal, incluidos los lácteos y los huevos. Se trata, además, de una  práctica que, año tras año, está ganando adeptos, de ahí que ya no sea difícil encontrar en los lineales de los supermercados productos con la etiqueta vegan. Pues bien, en cuanto a  la versión veggie del huevo hay varias en el mercado, como el Vegg de la marca Biográ que ya está disponible en tiendas especializadas. Cada unidad de este producto, en concreto, pesa 250 gramos y cuesta unos cuatro euros. 

Un polvo de  garbanzos

Tras el éxito de algunas hamburguesas veganas hiperreales, que en apariencia son auténticos clones de la carne, algunos consumidores se han sentido algo decepcionados con la versión del huevo vegano, ya que la clásica e icónica forma ovalada del alimento desaparece en este caso. En concreto, se trata de un simple bote con unos polvos de color blanco roto. 

Pero ¿qué es el huevo vegano? El Vegg de Biográ es en esencia harina de garbanzo, almidón de maíz, ácido tartárico, gelificante, goma y cúrcuma. Los polvos vienen en un bote de plástico transparente, tienen una tonalidad cruda y, en aspecto, se asemejan a una harina integral. Así, para lograr hacer una tortilla vegana se debe mezclar una cucharada sopera de estos polvos con 35 milímetros de agua. Antes de agregar el mix a la sartén, se debe tener en cuenta que, a diferencia del huevo tradicional, la masa es muy pringosa, por lo que se recomienda usar una buena cantidad de aceite. La cocción es más lenta y se necesita un poco más de tiempo y paciencia para obtener un resultado similar a la versión elaborada con auténtico huevo de gallina. Sin embargo, en el sabor el usuario notará grandes diferencias. El huevo vegano es más insípido y no huele a nada. 

Un bote de Vegg de Biogr谩, el sustitutivo vegetal del huevo / CG
Un bote de Vegg de Biográ, el sustitutivo vegetal del huevo / CG

¿Qué opinan los nutricionistas?

“No se puede comparar el huevo tradicional con el vegano. El vegetal es una alternativa con una composición nutricional diferente, no hay una opción mejor o peor”, detalla a Consumidor Global la nutricionista de Barcelona Patricia Ortega, especialista en alimentación vegana y vegetariana. En esa misma línea se pronuncia, también, Mireia Cabrera, nutricionista en la consulta Julia Farré de la capital catalana, quien insiste en que “dejar el huevo es una decisión” y que el tradicional tiene más nutrientes, como la vitamina B12, pero “la opción vegana también es sana y equilibrada”. A juicio de estas dos nutricionistas, el sustitutivo vegano es una importante fuente de proteínas, ya que contiene unos 18 gramos por cada 100 mientras que el huevo tradicional tiene 12 gramos.

Pero otros expertos son un poco más críticos con este producto. Marina Bel, nutricionista especializada en desarrollo e innovación del producto en la empresa Norte-Eurocao, insiste en que es mucho mejor el tradicional porque tiene más nutrientes y vitaminas. Además, la “opción vegana tiene el doble de kilocalorías”, asegura. Mientras, el Instituto de Estudios del Huevo tampoco lo ve nada claro y considera que “es muy difícil” que estas versiones vegetales igualen el valor nutricional del huevo, ya que hay nutrientes que sólo se encuentran en los alimentos de origen animal. “Jamás se podrá hacer un huevo frito o un huevo cocido a partir de estas mezclas”, remarcan fuentes del organismo.

La composici贸n nutricional de Vegg de Biogr谩 / CG
La composición nutricional de Vegg de Biográ / CS

¿Existe la versión del huevo frito en estas opciones veganas? 

Con la solución vegana de la marca Biográ no se puede cocinar ni un huevo frito ni uno hervido, sólo tortillas. Y tampoco todas. La tortilla francesa no es apta para estos polvos de garbanzos, tal y como se indica en el envase del producto de Biográ. La firma recomienda utilizar este sustitutivo del huevo en cremas, bizcochos y tortillas de patatas

Sin embargo, los veggies ya se las han apañado para satisfacer su anhelo de huevos duros o fritos, gracias a la incorporación de otro alimento muy popular entre este sector: el tofu. Para lograr el huevo frito vegano los usuarios cortan un trozo redondo de este alimento y, en el centro, añaden el sustitutivo de huevo vegano. Una vez construido este huevo, se añade en la sartén con un poco de aceite y se fríe. A simple vista, la creación parece un huevo de origen animal frito, sin embargo el sabor difícilmente será igual.

Has le铆do este contenido de Consumidor Global elaborado por nuestro equipo de redacci贸n y expertos. Si deseas acceder de forma libre a todos los contenidos que producimos te recomendamos suscribirte. Adem谩s, podr谩s recibir asesoramiento legal gratuito por formar parte de nuestra comunidad.
Comentarios

Desbloquear para comentar

Suscr铆base

Tenemos
el mejor plan
para el consumidor exigente

Suscr铆base
Acceda

Acceso completo

Libere los accesos a todas las secciones bajo suscripci贸n

Contenido exclusivo

Contenido exclusivo

Los mejores art铆culos, productos, contenido exclusivo y asesor铆a legal

Suscr铆base